El rey nacerá (Formación de un rey)

El rey aún no había ni nacido cuando los dioses lo eligieron para gobernar.

-Ha sido señalado- anunció el profeta para que el pueblo pudiese difundir alabanzas. Nuevas leyendas y cantares se escribieron para su magnánima graciosidad.

Su retrato, de momento solo la cara de un espermatozoide, empapelaría todas las paredes del reino para que nadie dudase sobre quien iba a gobernarles.

Comenzaron a prepararlo desde antes de ser expulsado: el succionador saboreo el pene del viejo y moribundo rey, con mucho esfuerzo consiguió que el fruto de vida saliera y colocaron el esperma sobre seda roja.

Allí le hablaron con voz dulce de las maravillas a las que estaba destinado, le indicaron como actuar y esperaron a que la creadora de vida se metiera el pañuelo por el coño.

Los dioses así lo habían previsto y, como ella ya se había quedado en cinta, el nuevo monarca ya se estaba gestando.

LaRataGris

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: