Vida tópica

Me duele la espalda. Me levanto con los tópicos. La vida fluye, el desayuno fugaz y salgo a la calle con los párpados aún pegados.

Casi sin saludar me cruzo con la rutina en el metro, viajando hasta paradas parecidas. Se despedirá sin tan siquiera un adiós que llevarse a los labios.

-Buenos días, trabajo.

-No pierdas el tiempo.

Activado como un autómata me olvido en los pasillos de las mil puertas. Funciones pregrabadas se repiten incesantes, como ruedas del engranaje. Me cruzo con compañeros ocupados en lo suyo .

-Eh

-Eih

Malgastamos cada segundo en las cosas que le importan a la empresa. Acumulamos todos los milisegundos que podemos para poder canjearlos por una salida pactada.

Rutina regresa en forma de cansancio.

Bailamos tirados por el suelo y desconectamos nuestras funciones vitales hasta que, en un instante cualquiera, vuelven a amanecer los tópicos y podemos morder de nuevo el mismo trozo de deliciosa vida.

LaRataGris

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: