Racista

2 junio 2020

Racista

-Is it because I´m a white man, terrorists?
-White and murderous, racist.

R


Lo que pensaba

14 junio 2019

Lo que pensaba

 

 

ñ


Mujer de negro sobre fondo blanco

31 octubre 2016

Se detiene frente a una pared blanca como la cal, igual que su piel lechosa. Unicamente destacan los dos pozos negros que tiene por ojos y la ropa. Una camiseta que parece tejida con carbón, pantalones de luto estricto y zapatitos de bailarina oscura.

Los movimientos, suaves y delicados, pasan desapercibidos. En el contraste de la pared es solo ropa que se balance como si un fino hilo tirase de ella. Desnuda, incluso su bello, del color de la nieve mas pura, sería invisible. Solo tendría que arrancarse los ojos, nadie la vería, no volverían a lamerla.

-No quiero esta forma- gritó atrayendo los miradas-que nadie pueda poseerme, que no me digan lo poca cosa que soy. ¡Os romperé a todos!

La gente continuo como si nada, a nadie le duele lo que no les pertenece. Sus odios se perderan sin mas.

LaRataGris


Aprendieno a pintar un mural para el Folki

13 octubre 2016

Aprendieno a pintar un mural para el Folki


Política reciclada

5 marzo 2015

Política reciclada


Firmar en blanco

7 agosto 2014

Firmar en blanco


Callejones sin salida

22 mayo 2014

Callejones sin salida


Idiotas

14 agosto 2013

idiotas_Peq


Nuevas palabras

20 agosto 2011

Siempre leía un libro en blanco sobre el que dibujaba sueños e ilusiones. Respiraba hondo cada página de nada y se dejaba llevar por todo lo que podrían haber escrito, lo que tal vez pueda suceder. Cuando le preguntaban por su novela vacía escogía una página al azar y les leía un fragmento escrito en lenguas que jamas han existido.

Los lectores de gramáticas oficiales le miraban extrañados, asqueados y escandalizados. Gritaban e insultaban normalidad para que aquel libro que obligaba a pensar en lo que se leía no pudiese ser entendido. Hacían tanto ruido que las palabras se amontonaban en la mente y nadie podía imaginar entre aquel barullo algo con sentido.

La gente , desilusionada de aquel libro sin pies ni cabeza, acababan abandonando al soñador para volver a leer: mi mama me mima y yo mimo a mi mama… mientras la vida se hacía un poco más pequeña. Entonces el cerraba de un golpe el volumen y les recitaba de memoria algo que se podría inventar leyendo en silencio las palabras no escritas. Las ordenaba en forma de canción y les enseñaba las melodías que no deben ser escuchadas por los oprimidos.

Siempre leía un libro en blanco, siempre soñaba sus historias y, si le prohibían imaginarlas, encontraría otras formas de crecer con los suyos.

LaRataGris