ABeCe

12 septiembre 2019

-Compadre-dijo C-¿Cómo coño conseguiste currar con Carmen?

-Seleccionaba siete señores – contesto S- simplemente solicite servirle.

-Pero para pasar- entró evidentemente P– ¿preparaste pruebas? ¿Perfeccionaste…?

-¡Calla! ¡contesta!- Señalo a cada uno en momentos parecidos

-Soy suertudo, supongo. Simulé ser superior.

-¿Cómo?

– Solo salió

-Muy Modesto, mamón. Me matas mientras mientes. Maldito mentecato.

-¡Silencio! ¡suenas soez! Si sigue salpicare sus sesos sobre su sillón.

– Mierdosa memez.

-Calma, camaradas.

-Pasa, permíteles pelear. Puñetazos, pellizcos,… patearos, putos pendencieros.

-Como contrincantes caeremos, como compañeros creceremos.

-Pero prefiero perder peso para permanecer. Partid permanentemente, pereced por preservar puestos.

-iSientate! ¡Silenciate! soliviantador, seamos sensatos.

-Claro.

-Solo somos… ¿sumamos?

-¿Veintitrés?

-¿Treinta y dos?

-Si

-No

-¿Quien quiere queso?

-Letras locas

-¡Abecedarios, armaos!

-Posteriormente paz, primero pelearemos.

-Guerra.

-unidad.

-Padecéis prisiones parecidas pero predicáis prohibiros, pensad papanatas. ¿Preferís perder? ¡Pelead!¡Pelead!

-¿Irónico?

-Mezcla.

– Disolución.

-Sumad siglas.

pero ni en la aparente unidad del abecedario lograron encontrar las palabras adecuadas, cada letra pensaba unicamente en su parcela del diccionario.

LaRataGris


Manifiesto por la paz

30 noviembre 2015

Manifiesto por la paz


Víctima por víctima

26 noviembre 2015

Víctima por víctima


Llegada a la tierra: Telediario

19 noviembre 2015

Guía de lectura de la historia Vota Charlie, a la que pertenece esta Llegada a la tierra: Telediario


El hombre del momento

12 mayo 2014

Hacía tanto ruido, se hacía notar de tal manera que todos acababan mirando para ver como gritaba- ¡ Soy el más mejor!- El todopoderoso rey del mundo empezaba a creerse la leyenda que, unicamente el, se había inventado. Según contaba podía dominar los vientos y sus súbditos habían de agradecerle desde la leve brisa hasta el huracán más despiadado.- tales son las exigencias de vuestro monarca. Su majestad I del multiverso. No, no soy vuestro rey, soy un dios, el dios.

Su deidad se había construido una torre de oro macizo, o algo similar que pudo pagar, donde recibía a todo aquel que fuera digno de su presencia. Se sentaba en su incomodo trono de zafiros de plástico y esperaba a que alguien solicitase audiencia para decidir si lo recibía o no. Evidentemente no vino nadie.

Murió de frio y hambre, esperando la comida que había ordenado telequineticamente para poder seguir haciendo nada. El hombre del momento, una pequeña nota en sucesos. No un dios, tampoco un rey, ni tan siquiera un ser vivo; un cadáver hallado tras varios días de estar muerto sin que nadie notase su ausencia de no ser por que dejo de hacer ruido para que sólo se escuchase la paz.

LaRataGris


Importas

13 enero 2014

Mantenga la calma, usted no es nuestro objetivo. Solo le pedimos que esquive las balas, sobreviva a las bombas y le habremos salvado.

Por que para nosotros usted es importante, lo más importante, queremos que viva en nuestra libertad de vendernos sus imprescindibles, que, agradecido, casi los regale por que hemos montado todo esta operación, demosgracias exportation, por usted.

No tiene que decir nada; sobretodo no grite, no se asuste, no salpique con su sangre nuestro equipo que podría malfuncionar y equivocar su objetivo. Esta todo controlado y en cuanto solventemos el imprevisto de la guerra las cosas serán más fáciles y agradables. Póngase cómodo y disfrute de esta nueva experiencia liberadora.

Los salvadores.

LaRataGris


Colecho

3 julio 2013

colecho